• Pensamientos

    Solsticio de verano

    “Penas de Rodas” es un lugar mágico, te das cuenta de ello nada más llegar allí y ver como la naturaleza ha sido benévola con las formas geométricas imposibles que ha dejado dibujadas en las dos impresionantes rocas, colocadas a medio caer, en la gran formación en forma de altar que preside el lugar. Aquella hipnótica visión roza lo absurdo de las leyes de la física y da paso a infinidad de leyendas  que fueron pasando desde que el fuego era casi un Dios. Ese lugar, cuentan las historias, que en otros tiempos fue parte del bosque sagrado de Lugo donde druidas, ermitaños y mouras convivían en paz entre ellos…

  • Momentos,  Pensamientos

    La gran sombra

    Cuando a uno le hablan por primera vez de él, no se hace a la idea de cómo es realmente, de toda su grandiosidad. La primera vez que supe de su existencia, fue gracias a mi abuelo siendo yo pequeño, creo que no pasaba de los trece años y aún recuerdo sus palabras como si me las dijese hoy, treinta años después: -Hay un Carballo aquí cerca, que es enorme, el más viejo y grande de todos. -¿Y está muy lejos? -¡Que va!, está aquí en Vilalbite, a un kilómetro y algoí, en Cerracín. ­-¿Cuándo iremos? –Le pregunté impaciente. -A ver si vamos un día de estos. Yo por aquel…

  • Momentos,  Pildoras

    El calor de febrero

    Hoy no sé por qué, pero hoy me acordé de ti. Fue ahora de noche, al salir afuera a tirar la basura, noté un calor fuerte y esto trajo tu recuerdo a mi mente. Quizás fue por un olor, ya sabes que los olores te recuerdan momentos, personas, lugares, estaciones…Tengo que decirte que me trajo un recuerdo bonito, a pesar de que tú y yo no tenemos muchos… se cuentan con los dedos de una mano, sin embargo hoy uno de esos dedos se me puso entre ceja y ceja y me sacó un sonrisa. Aunque hace unos meses eso pareciese imposible, qué más da, sonreí pensando en ti y…

  • Momentos,  Pildoras

    La próxima vez

    Llevábamos ya un tiempo conociéndonos. Ella había estado aquella tarde-noche de domingo con unas amigas, me llamó cuando se había quedado sola, era ya tarde y me dijo que podíamos ir a tomar algo rápido. Me vestí y fui a su encuentro, dijo que me esperaría en una esquina cerca del bar donde iríamos. Nos encontramos y nos fuimos en nuestro recorrido a la par pisando las aceras que estaban húmedas de la helada que ya comenzaba a caer. Al llegar chocamos con un par de parejas que estaban ocupando la puerta de entrada, había bastante gente y el ruido apenas dejaba escuchar la canción que estaba sonando en aquel…

  • Pildoras

    Aunque te joda

    Si duele, no es amor, ya sé que jode, sí, pero es así, no le des más vueltas. Es más, cuanto más te joda, más claro lo tendrás al pasar al tiempo. Lo que tu tenías era apego, un enganche, un encoñamiento de los guapos, una tremenda dependencia emocional de ella, que sin saberlo, aquello se convirtió en un amor tóxico y una baja autoestima te trajo a tu vida, nada bueno, pensaste, pensamos todos, a pesar de que al principio pareciese la ostia y su brillo incesante te cegase. Que maravilloso Que dulce Que sacudida Que intensidad Si has vivido algo así , ¡échalo de tu vida ¡Rápido! Sin…

  • Momentos

    El hilo rojo

    Existe una leyenda milenaria oriental, muy arraigada en Japón y en china, que habla de un hilo rojo invisible que une a las personas desde el mismo día en que nacen. Lo que aquí llamaríamos almas gemelas, pero que en las tierras del sol naciente, tiene una base romántica y nos la describe como una magia difícil de encontrar, con el destino como motor único de todo lo que viene detrás. Por nuestra vida, pasan innumerables personas que formarán parte de nuestro mundo emocional. Desde el primer amor, hasta la persona con la que acabaremos compartiendo la mayor parte de los años que nos quedan por vivir y que se…

  • Momentos

    Y la vida vuelve (Versión 2.0)

    Y al fin ocurre, después de todo este tiempo esperando, aparece alguien que te va a devolver la ilusión, al menos, lo que dure esta nueva historia. Después de haberte curado por completo y de pasar por la travesía de un desierto gigantesco, donde llegaste incluso a volverte loco y a perder toda esperanza de volver a sentir como antes, aparece una nueva oportunidad en tu vida. Quizás lo haga de forma distinta a como venían haciéndolo anteriormente. Cuando sales de un duelo emocional y consigues comprender el mensaje que este trae consigo, además del aprendizaje que viene unido, uno sabe que está ante una nueva vida completamente distinta a…

  • Momentos

    Y la vida vuelve

    Y al fin sucede, después de todo este tiempo esperando, aparece alguien que te va a devolver la ilusión, al menos, lo que dure esta nueva historia. Después de haberte curado por completo y de pasar por la travesía de un desierto gigantesco, donde llegaste incluso a volverte loco y a perder toda esperanza de volver a sentir como antes, aparece una nueva oportunidad en tu vida. Quizás lo haga de forma distinta a como venían haciéndolo anteriormente. Cuando sales de un duelo emocional y consigues comprender el mensaje que este trae consigo, además del aprendizaje que viene unido, uno sabe que está ante una nueva vida completamente distinta a…

  • Momentos

    La oscuridad, la luz y el perdón

    ¡Basta! Una vez pronuncies esta palabra, has decidido cambiar de  dirección, un giro de 180 grados que no te atrevías a dar en tu vida. Unas veces por miedo, otras por inmovilidad, otras incluso por dejadez. Hasta llegar a este momento, uno da mil vueltas en círculo, con la estúpida excusa de que todo acabará pasando o que incluso, todo se alienara de nuevo y volverá a ser perfecto… ¡Mentira! Si quieres cambiar algo, tienes que actuar y más cuando se trata de tu corazón y de tu alma. El tiempo, lo cura todo, está claro, pero para llegar a la meta, tienes que elegir el camino que debes recorrer,…

  • Momentos

    El duelo que te sanará

    El duelo, es una palabra de por sí, te trae un sinfín de malas sensaciones y nadie quiere padecerlo, ya que solo hay un duelo, cuando anteriormente hubo una muerte. No precede nada bueno y eso nos crea una especie de vértigo emocional, que nos asusta antes de que llegue a nosotros. Aun así, necesitamos pasarlo, porque sin él, no hay sanación posible y evitarlo, es retrasar nuestra propia cura, por muchos rodeos que demos, para creer que podemos llegar a la meta sin encontrárnoslo. La tormenta que tenemos que ver pasar, es el duelo en su esplendor, que, como el ojo de un tornado, arrasa todo cuanto se encuentra…